Seleccionar página

Si se aproxima la fecha de una boda a la que has sido invitado, ya debes estar pensando en qué vas a ponerte ese día y qué prendas son las que mejor le sientan a tu figura para estar elegante y dar la talla.

Aunque a veces creemos que elegir el vestuario de un hombre para ir a una boda es algo sencillo, también debemos tener en cuenta una serie de cosas para dar con el look más acertado y lucir el tipo de traje de etiqueta apropiado para la ocasión.

Queremos ayudarte con sencillos consejos sobre cómo debe vestir un hombre para ir a una boda, no dudes en seguirlos y convertirte en el chico más glamouroso de la fiesta

Pasos a seguir:

1. Dar con el atuendo más acertado para ir a una boda puede resultar bastante complicado, así que lo primero que debes hacer es tener en cuenta el tipo y el horario de la ceremonia para que tu elección sea la correcta. Sobre todo, revisa bien la tarjeta de boda y si los novios han incluido alguna petición sobre la vestimenta de los invitados, deberás acatar su decisión para no desentonar entre los demás asistentes.

2. La prenda estándar que un hombre debe lucir en una boda, es un traje de media etiqueta, es decir, un traje de chaqueta con corbata o pajarita, según tus gustos y preferencias. Eso sí, en el caso de que sea una celebración tradicional y tengas un papel importante ese día como testigo o padrino, debes llevar un traje de chaqué, la prenda clásica de ceremonia. Los invitados únicamente pueden lucir chaqué siempre y cuando lo haga el novio, ya que nadie debe vestir de manera más formal que el gran protagonista de la boda.

3. Para las bodas de día, la mejor opción es llevar trajes en tonos claros como azul o gris e incluso colores más neutros como beige o tostado. Estos últimos son muy favorecedores y cómodos para ceremonias que tienen lugar en la playa o en espacios abiertos, ya que son más frescos y no absorben tanto el calor. Por el contrario, en bodas de tarde-noche, los colores claros quedan totalmente descartados dejando paso a esos trajes oscuros en tonos más elegantes y sofisticados como el negro, el azul marino o el gris marengo. Además, es una buena oportunidad para ir más arreglado con un bonito esmoquin, que se caracteriza por tener las solapas de seda o raso brillante y es muy favorecedor para este tipo de eventos.

4. La corbata es un elemento central en un traje de hombre. Elige su modelo según el estilo del traje para que combine, además, con la camisa que vas a llevar. La clave está en crear un look equilibrado y no mezclar colores ni estampados. Si quieres proyectar un aspecto más divertido, combina una camisa blanca con una corbata de un color más llamativo o estampada.

5. No puedes olvidarte de otros detalles importantes como los zapatos que deben conjuntar con el color del traje, aunque una apuesta segura son los zapatos de cordones negros o unos en tono café para trajes claros en azul o beige. Revisa que tu calzado se vea brillante y limpio para ese día, ya que unos zapatos en mal estado pueden estropear todo tu vestuario.

6. Por último, completa tu look con accesorios como un cinturón, un pañuelo liso o estampado en el bolsillo de la chaqueta, un reloj pronunciado de líneas modernas… Son detalles que marcan la diferencia en el estilo de un hombre.

X